domingo, febrero 5, 2023
HomeANÁLISISSAFE: seguridad, accesibilidad, flexibilidad y economía en el uso de plataformas

SAFE: seguridad, accesibilidad, flexibilidad y economía en el uso de plataformas

El impacto disruptivo de las plataformas, y su preferencia entre los usuarios, se debe a que brindan un servicio de movilidad más seguro, accesible, flexible y competitivo respecto a otras modalidades de transporte.

-

Si se tuviera que medir el éxito de las plataformas digitales de transporte como DiDi, Beat y Uber en México y otras partes del mundo, podrían tomarse en cuenta cuatro criterios: la Seguridad, Accesibilidad, Flexibilidad y Economía (SAFE).

En conjunto, estos cuatro elementos han impulsado el crecimiento de las plataformas, su expansión, mayor adopción y preferencia como una importante oferta de movilidad en las ciudades, que convive y se complementa con las distintas modalidades de transporte.

Gracias a estas cualidades, las plataformas colaborativas de transporte han tenido un impacto disruptivo en la economía y la sociedad, atendiendo las diversas necesidades de movilización de la población, generando más competencia en el mercado de transporte y posicionándose como un mercado cada vez más relevante.

Seguridad

La seguridad es una de las principales características que diferencian los servicios de las plataformas de transporte, y por las cuales las personas usuarias las eligen. 

De acuerdo con datos de la Asociación de Internet MX, la población suele utilizar las aplicaciones porque consideran que les brindan mayor seguridad y comodidad en relación con otras modalidades de transporte.

Casi seis de cada 10 personas (57%) señalan que la seguridad es el motivo de mayor peso a la hora de solicitar un viaje por medio de una aplicación: ello explica que usen este tipo de servicio en situaciones específicas, como ir a casa o salir de fiesta (especialmente, en horarios nocturnos).

Otro informe elaborado por el gobierno de Jalisco arrojó que casi 59 por ciento de las personas prefería utilizar las plataformas por seguridad para movilizarse en el área metropolitana. 

En contraste, sólo 17 por ciento refirió ese criterio como su principal razón al subirse al taxi tradicional.

Las plataformas están conscientes de que este es uno de sus puntos fuertes, sobre todo ante la creciente inseguridad que se vive en el país

La Encuesta Nacional de Victimización y Percepción sobre Seguridad Pública del Inegi, publicada en septiembre de 2022, indica que la percepción de inseguridad entre los habitantes creció: 76 por ciento de la población considera que vive en un estado inseguro, y seis de cada 10 personas cree que este es el problema social más importante.

Te recomendamos: Prohibir plataformas de transporte en el AICM aumentará inseguridad para pasajeros: diputadas

Además, en cuestión de género, la encuesta del Instituto Nacional de Estadística y Geografía (Inegi) advierte que las mujeres se sienten aún más inseguras en los lugares públicos y privados

En la calle y el transporte público, 68.4 y 73.1 por ciento se sienten inseguras, respectivamente, en mayor medida respecto de los hombres.

En ese contexto, las aplicaciones de transporte ofrecen una alternativa para la movilidad más segura. Muchas de las empresas tecnológicas que operan en México han habilitado mecanismos y herramientas para reforzar la seguridad y la confianza.

Por ejemplo, en algunas ciudades DiDi ha enlazado su plataforma al Centro de Comando, Control, Cómputo, Comunicaciones y Contacto Ciudadano (C5) de la Ciudad de México, lo cual permite atender de manera rápida y oportuna cualquier emergencia.

Uber y DiDi también lanzaron funciones para que las mujeres conductoras, si lo desean, brinden viajes únicamente a mujeres usuarias, con el fin de que ambas partes se sientan más seguras. 

A ello se suma la posibilidad de conocer los datos del vehículo y la persona conductora antes de abordar, la opción de compartir la ruta con otras personas y la trazabilidad de los viajes a través de GPS.

Accesibilidad y agilidad

Un estudio del Instituto Tecnológico de Massachusetts (MIT, por sus siglas en inglés) muestra que el uso de plataformas digitales de transporte contribuye a una movilidad más ágil y accesible en las ciudades, pues los viajes solicitados a través de este tipo de servicio ayudan a reducir la cantidad de vehículos que se encuentran en tránsito.

Incluso, cuando los viajes se comparten es posible que los vehículos en carretera disminuyan aún más, los tiempos de espera se acorten y el tiempo total del viaje se agilice, lo cual contribuye a lograr traslados más rápidos, disminuir el tráfico y el estrés asociado a las congestiones viales y a tener un aire más limpio.

En general, las aplicaciones de transporte permiten mejorar la accesibilidad de la movilidad debido a que las personas pasajeras eligen exactamente el punto donde quieren abordar el vehículo para iniciar su trayecto y el punto donde terminará, así que no necesitan trasladarse a ninguna parada lejana o poco iluminada.

Los horarios también se vuelven más eficientes, dado que las plataformas muestran una hora estimada de abordaje y de llegada, según las condiciones del tráfico y la demanda de viajes. Y los usuarios pueden programar viajes para evitar contratiempos.

Te puede interesar: Las plataformas digitales de transporte continuarán siendo disruptivas

Además, buena parte de las aplicaciones de transporte cuentan con disponibilidad de vehículos equipados para que el servicio sea más accesible para las personas con alguna discapacidad. 

Por ejemplo, Uber conecta a los pasajeros con discapacidad motriz que requieren una silla de ruedas con conductores que tienen automóviles con rampas o elevadores.

Facilidad y flexibilidad

La facilidad y flexibilidad en el uso de las aplicaciones de transporte son otros de los factores que explican el éxito de su adopción no sólo en el país sino alrededor del mundo. 

Por un lado, las empresas constantemente actualizan la interfaz del usuario para que la navegación sea simple y rápida.

Ya no es necesario que ingreses una y otra vez la dirección de tu hogar o algún lugar de destino después de la primera ocasión, porque las aplicaciones recuerdan los sitios que visitas con frecuencia

En Android, incluso algunas aplicaciones de mensajería, como WhatsApp, te permiten dar clic a una ubicación enviada por mensaje para solicitar el servicio de Uber.

Este tipo de características facilita que los usuarios pidan el servicio de forma fácil y ágil. 

Al mismo tiempo, los conductores tienen acceso a una interfaz que suele ser intuitiva y sencilla de entender para aceptar viajes, visualizar su historial y el dinero que reciben por cada traslado.

Por otro lado, las plataformas de transporte brindan una opción flexible para la generación de ingresos a sus conductores

Un estudio del Banco Interamericano de Desarrollo (BID) muestra que una de las principales razones por las que las personas deciden unirse a las aplicaciones es el horario flexible.

El 66 por ciento de los conductores de Uber asegura que es su motivación más fuerte, ya que pueden realizar esta actividad de manera temporal, dedicándose a ella ocasionalmente o de forma constante el tiempo que elijan.

Las plataformas de movilidad o entrega de alimentos son idóneas para colaboradores que tienen alguna actividad y desean generar ingresos adicionales y complementarios a su actividad principal de forma flexible y adaptada a sus propias necesidades de tiempo y recursos. 

Una parte de quienes colaboran por medio de las aplicaciones tienen otra actividad económica, que incluso puede ser su principal fuente de ingresos, o alguna otra responsabilidad como la escuela o el cuidado del hogar (sobre todo, en el caso de las mujeres). 

La flexibilidad de las plataformas les permite balancear todas esas actividades, de manera parcial o a tiempo completo.

Economía

El crecimiento de las plataformas de transporte representa, asimismo, un motor para la economía digital y global en su conjunto

La consultora PwC estima que la economía colaborativa en su conjunto superará los 320 mil millones de dólares en ingresos para 2025

Como parte de ella, las plataformas de transporte son uno de los principales sectores que impulsará ese impacto económico.

La economía colaborativa se está desarrollando con fuerza en América Latina y, a su vez, transformando diversos sectores como el de la movilidad, turismo y las finanzas, destaca el BID en su estudio Retos y posibilidades de la economía colaborativa en América Latina y el Caribe.

En la también conocida como economía gig, el intercambio de actividad, bienes y servicios por parte de diferentes actores a través de las plataformas digitales permite poner a disposición de quien lo demande ciertos activos, bienes o servicios infrautilizados a cambio de un valor monetario.

Al servirse de la tecnología, no sólo se facilita la interacción e intermediación entre los diversos actores ―conductores y pasajeros, repartidores, restaurantes y usuarios, por ejemplo―, sino que los costos de transacción disminuyen significativamente porque los recursos se asignan y administran de manera más eficiente.

Te recomendamos: Trabajo vía plataformas digitales, alternativa al desempleo en América Latina

Si bien es difícil cuantificar la aportación de las plataformas digitales a la economía de los países, el Banco Interamericano de Desarrollo destaca que son una vía importante para el crecimiento económico, puesto que este modelo de negocio reduce las barreras de entrada para que las empresas y personas ofrezcan bienes y servicios.

No obstante, uno de los sectores más favorecidos por la economía colaborativa han sido las mipymes, desde negocios familiares, pasando por restaurantes y cocinas para entrega de alimentos, hasta cadenas de comercios y grandes establecimientos comerciales. 

Al mismo tiempo, las aplicaciones como DiDi, Uber o Cabify se han posicionado como una alternativa importante para la generación de ingresos

Un informe de la Comisión Económica para América Latina y el Caribe y la Organización Internacional del Trabajo indica que las plataformas se convirtieron en una opción relevante para la población de la región, ante la crisis económica y el desempleo durante la pandemia de la Covid-19.

Conectarse a las aplicaciones de transporte ha ayudado a las personas a complementar otra fuente económica o tener una fuente de ingresos para sostener la economía familiar, pues incluso las plataformas posibilitan ganar más dinero en comparación con los trabajos tradicionales.

Para los múltiples beneficiarios de la economía digital, las plataformas tecnológicas ofrecen más seguridad y confianza que otros negocios tradicionales, garantizan mayor accesibilidad a los servicios digitales, los esquemas de adhesión y de generación de ingresos son flexibles e innovadores y, finalmente, se han convertido en una opción para impulsar las economías locales y de los usuarios de las mismas. 

Violeta Contreras García
Violeta Contreras García
Violeta Contreras es editora de contenidos multimedia especializada en telecomunicaciones de Iberoamérica
- Advertisment -