miércoles, noviembre 30, 2022
HomeDPL NEWSRusia exigirá que Netflix transmita canales estatales

Rusia exigirá que Netflix transmita canales estatales

Tras agregar a Netflix al registro Roskomnadzor, la agencia de control de los medios de comunicación de Rusia exigirá que la plataforma ofrezca canales estatales a sus clientes en el país.

El organismo de control estatal de los medios de comunicación de Rusia exigirá que Netflix ofrezca canales de televisión estatales a sus clientes rusos. 

Esto, luego de agregar a la plataforma de streaming estadounidense a su registro de “servicios audiovisuales” la última semana de 2021. 

El registro de Roskomnadzor, que se creó a fines de 2020, se aplica a los servicios de transmisión en línea con más de 100 mil usuarios diarios y les exige que cumplan con la ley rusa y registren una compañía en el país. 

Los servicios registrados también deben ofrecer transmisiones de los 20 principales canales de televisión federales rusos.

A partir de marzo de 2022, Netflix estará obligada a ofrecer transmisiones del emblemático Canal Uno estatal; de NTV, enfocado en el entretenimiento; y el canal interno de la Iglesia Ortodoxa Rusa, Spas, a sus usuarios en el territorio de Rusia.

Las leyes que Netflix debe obedecer ahora incluyen disposiciones controvertidas que prohíben la promoción del “extremismo”, una restricción que se ha utilizado contra los partidarios de la oposición anti-Kremlin. 

Rusia ha enfurecido en los últimos meses las restricciones sobre las operaciones de los gigantes extranjeros de Internet dentro de sus fronteras.

Relacionado: Siguen las multas a las Big Tech en Rusia; ahora suman a TikTok 

Google y Apple se vieron obligados a eliminar el contenido relacionado con el opositor ruso, Alexei Navalny, quien se encuentra preso, así como de sus partidarios, antes de las elecciones parlamentarias de Rusia en septiembre, luego de que las autoridades amenazaran con procesar a los empleados de los gigantes tecnológicos.

En la penúltima semana de 2021, Rusia multó a Google y a Meta con una cifra récord de un total de 125 millones de dólares, acusándolos de no haber eliminado en repetidas ocasiones el contenido que los censores rusos habían marcado como ilegal.

Publicidad

LEER DESPUÉS