La tecnología es el aliado perfecto para dar servicios financieros a todo México

La pandemia aceleró la digitalización y, en este contexto, “llegar al último rincón del país” es sólo uno de los beneficios que prometen las plataformas digitales de comercio electrónico y finanzas digitales que participaron del último panel del foro México 5G (MX5G), realizado por DPL Live. Internet cambió la forma en la que las personas hacen las cosas y los bancos dejaron a una gran parte de la población del otro lado de sus puertas: es el momento perfecto para la inclusión financiera digital.

Gonzalo Armendáriz Paredes tomó primero la palabra para hablar de la situación de Chiapas. “Tenemos potencial, no nos podemos quedar más rezagados”, dijo el subsecretario de Desarrollo Industrial y Atracción de Inversiones de ese estado de México y amplió: “Queremos ser facilitadores, tenemos muchos retos por delante pero estamos en camino”.

Sobre la situación local, el funcionario indicó que “97 por ciento de las empresas son micro y la actividad principal son comercios y servicios”, por lo que “las plataformas tecnológicas son clave”. El estado de Chiapas firmó recientemente acuerdos con distintas entidades para su avance en materia digital. Entre las contrapartes figuran Visa, Amazon, Mercado Libre y Alibaba, amplió Armendáriz.

Debes leer: Economía colaborativa: el desafío de innovar en materia regulatoria

María Rosa Hermida Cruells, manager de Políticas Públicas y Relaciones de Gobierno de MercadoLibre, hizo hincapié en que la pandemia impulsó el comercio electrónico y la digitalización de las pymes. En números, aportó que “México generó ventas por comercio electrónico por 401 mil 300 millones de pesos sólo en 2021, lo que significa un 27 por ciento más que el año anterior”, mientras que el número de internautas en el mundo llegó a 4 mil 950 millones.

Nu México cuenta con 2.7 millones de clientes, llega al 90 por ciento de los municipios del país y al 80 por ciento de los municipios rurales de atención prioritaria. Así lo contó su Gerente de Políticas Públicas, Mariana Deschamps, quien señaló que la inclusión financiera tiene cuatro dimensiones: acceso, uso, educación financiera y protección al consumidor, que es un punto fundamental en un país “donde el promedio de tenencia de tarjeta de crédito bancaria es de apenas 11 por ciento”.

dplnews mariana Deschamps mc220922

Por su parte, Carlos Marmolejo,  CEO de Financiera Sustentable, habló de la importancia de no dejar a nadie afuera, considerando las barreras que existen para que una persona tenga cuenta bancaria: los bancos no quieren ciertos clientes, no existen sucursales en todo el territorio y hay temas conductuales que se suman a la gran cantidad de documentación solicitada. Todos esos retos deben ser parte de la estrategia de entidades digitales en un país con “sólo el 30 por ciento de su población bancarizada”, señaló.

Entre los retos que vienen, los oradores coincidieron en hablar de velocidad de cambio y costos de inclusión, al tiempo que consideraron que 5G será un catalizador en la premisa de inclusión financiera en clave digital. Hay que “democratizar el acceso” a servicios financieros y la tecnología es la llave para hacerlo, sin perder de vista diferenciales como la importancia de la customización de productos y, más aún, la protección y seguimiento de las necesidades de los usuarios.