domingo, marzo 26, 2023
HomeSin categoríaEmpresas de Internet piden a ARSAT y a otros carriers que pesifiquen...

Empresas de Internet piden a ARSAT y a otros carriers que pesifiquen el precio de la banda ancha mayorista

iProfesional – Andrea Catalano

as empresas de Internet quieren que su insumo básico, el Mb de banda ancha, se cobre en pesos porque ellos facturan sus servicios en la moneda local. ARSAT hará un anuncio este jueves en el que, entre otras cosas, comenzará a cobrar ese insumo en pesos.

Tras la última devaluación, las estrategias que venían activando los distintos actores del mercado de las telecomunicaciones quedaron fuera de contexto. Hasta ahora, las empresas solían moverse con lo que llaman una “rampa”; es decir, los ajustes de precios se van aplicando de a poco, mes a mes, con la posibilidad de ir avisándoles a los clientes.

Pero cuando el dólar tiene una estampida esa estrategia es difícil de seguir. Es la razón por la que los proveedores de Internet nucleados en CAPPI (Cámara Argentina de Pequeños Proveedores de Internet) comenzaron a reclamar a los distintos carriers a que les cobren el precio del mega mayorista en pesos.

Este jueves, ARSAT hará varios anuncios. Entre ellos, que dejará de cotizar el mega mayorista de banda ancha en dólares –el último precio anunciado fue de u$s7- para traducirlo a pesos. No se sabe a cuánto podría cotizar pero la especulación del mercado es que rondará los $45, el valor previo de esa moneda previo a las PASO.

No será el único. Si bien no hay información oficial sobre lo que el secretario de Modernización, Andrés Ibarra, anunciará este jueves en la Estación Terrena de ARSAT en Benavídez, se especula con que podría avanzarse, también, con la convocatoria a licitación de frecuencias a nivel regional para que los prestadores que aún no ingresaron al negocio móvil puedan hacerlo.Te puede interesar

Más allá de los anuncios, la cuestión de los insumos dolarizados -que cruza a gran parte de las diversas actividades económicas del país- es uno de los temas que suele afectar principalmente a las empresas pequeñas, en este caso, de internet.

“Que lo cobren en pesos no significa nada, esto ya lo vivimos con los contratos de interconexión. Depende de a cuántos pesos se toma el dólar. Por una coherencia de Gobierno si YPF pesificó (sus combustibles) a $45 acá va a pasar lo mismo. Los otros carriers también tendrán que hacer su contrapartida”, dijo a iProfesional, Marina Rosso Siverino, presidente de la Comisión de Tecnología, Innovación y Transformación Digital de la Cámara Argentina de Ingenieros (CAI).

Desde que el Gobierno de Mauricio Macri asumió el valor del mega mayorista que ARSAT le vende a las prestadoras de internet, especialmente a las pequeñas, viene bajando: en 2016 la empresa estatal tomó la decisión de unificar una misma tarifa a u$s18 para todo el país.

Luego, en marzo del año pasado, volvió a ajustar ese valor a los u$s14 para llevarlo en noviembre hasta los u$s10 luego de la devaluación de agosto de 2018. En marzo de este agitado 2019 lo redujo hasta los 7 dólares.

Por esta razón, en el mercado entienden que la empresa ya no tiene mucho más margen para bajar ese costo. Aunque en este país resulta muy difícil predecir alguna situación lo que sí parece estar claro es que parte del anuncio de este jueves rondará en torno a la “pesificación” del mega mayorista de la empresa estatal satelital. Te puede interesar

El pedido que desde la CAPPI elevaron a ARSAT también se extendió al resto de los carriers de telecomunicaciones, entre ellos, Telefónica, Telecom y Silica.

“Los proveedores de internet compramos los equipos y el mega mayorista en dólares pero vendemos a los usuarios en pesos. Esta última devaluación deprimió el margen. Siempre se hacen ajustes pero ahora se está deteriorando mucho el margen”, admitió, por su parte, Rodolfo Bianchi, presidente de la CAPPI.

Para los proveedores agrupados en esta cámara que se cobre en pesos ese insumo les permite tener mayor previsibilidad. Porque, señalaron, si hay un alza de, por ejemplo, $10 todos los meses, se le puede informar al cliente. Un salto como el experimentado el 12 de agosto pasado impide actuar de ese modo.

El cobro escalonado de los aumentos del mega mayorista es una práctica que se ejecuta desde hace ya un tiempo largo en el sector. De hecho, la Cámara de Empresas de Internet (CABASE) es una de las que se maneja de ese modo. Ahora, con el pedido a ARSAT lo que pretenden los ISP pequeños es que, así como la empresa estatal cada vez que bajó el mega mayorista provocó un efecto cascada entre el resto de los carriers, “pesifiquen” ese costo.

Hasta ahora, la única empresa que accedió al pedido de los ISP es Silica, de relación muy aceitada con las empresas de internet. “Lo mejor que conseguimos fue lo que ofreció Silica, que estableció un valor promedio del mega mayorista tomando la cotización del dólar de los últimos tres meses en pesos. Nos da una mayor previsión aunque aún no lo tenemos resuelto”, agregó Bianchi.Te puede interesar

Los otros carriers suelen sacar, como excepción, la cotización del mega mayorista en un dólar diferente al que se ve en las pizarras financieras. Pero, en la visión de los pequeños prestadores, no ayuda en la obtención de un margen saludable.

Si el precio del mega mayorista se mantiene en el dólar previo a las PASO, tal como se prevé anunciará ARSAT este jueves, ¿esa diferencia se trasladará al usuario?

La explicación de Bianchi es común al sector en general, sin importar si se trata de un prestador grande o pequeño. “El cambio se nota en el precio al consumidor, porque por menos plata se puede dar una mejor velocidad. Se cobra lo mismo por un mejor servicio”, concluyó.

El anuncio que este jueves hará a ARSAT en el centro que posee en Benavídez en boca del vicejefe de Gabinete, Andrés Ibarra, además de poner foco en la pesificación, incluiría otros temas. Hay expectativa en el sector por la banda de 450, sobre la que el ENACOM anunció hace unos días que se habían adjudicado seis licencias pero sin tener detalles sobre la/s empresa/s beneficiadas.

El concurso por la banda de 450 estuvo repleto de desprolijidades. Y lo que más sorprendió a los pequeños prestadores y cooperativas de telecomunicaciones fue que ARSAT se presentara como competidor en aquellas zonas donde había interesados. Si bien desde el Gobierno se ocuparon de aclarar que se retiraría de aquellas localidades en las que había propuestas de los privados eso no se vio plasmado en ningún documento oficial conocido. Hay quienes dudas de esto en el sector. 

También hay expectativa por un eventual anuncio vinculado con la licitación de las frecuencias regionales, cuyo llamado Ibarra prometió realizar a finales de agosto y tampoco se efectuó, aunque pareciera existir la voluntad de dar ese paso. “La idea es que haya licitación”, aseguraron a este medio fuentes relacionadas con el proceso. 

DPL News
DPL Newshttps://dplnews.com/
Digital Policy & Law es una empresa especializada en el análisis estratégico de las políticas públicas de telecomunicaciones, TIC y economía digital.

LEER DESPUÉS