El refarming del espectro y las dudas de la Subtel chilena

La autoridad chilena de telecomunicaciones hará un reordenamiento de frecuencias en la banda de 3,400-3,600 MHz, según informa la prensa.[1] Es decir, reubicará los puestos que tiene cada teleoperador en la mesa común. Sabemos que el espectro radioeléctrico es un insumo esencial para los servicios de telecomunicaciones inalámbricas y de radiodifusión. También, es un recurso natural escaso y con gran valor económico-social. Por eso, la reordenación busca optimizar la asignación y uso del espectro para que más comensales quepan en el comedor herciano.

La eficiencia técnica es el criterio del reordenamiento

La política de reorganización o refarming comprende parte de la banda 3.5 GHz, donde los operadores tienen bloques de frecuencia discontinuos, repartidos aquí y por allá, en fragmentos.

La eficiencia espectral óptima para los sistemas 5G estaría en segmentos de frecuencias de 80 ó 100 MHz contiguos, adyacentes o vecinos. Sin embargo, la realidad es que varios operadores disponen de esa cantidad, pero con megahercios dispersos. Por esto, la autoridad debe conformar bloques contiguos para cada operador.

Según trascendidos, el reordenamiento sólo comprendería las concesiones de Entel y Claro en la banda 3.5 GHz. Dichos operadores quedaron obligados al refarming por participar de la última licitación 5G, cuestión exigida en las bases de postulación.

Ahora bien, ella consideró un reordenamiento más amplio que incluyese a todos los operadores de la banda 3,300-3,650 MHz. Pero como Movistar, GTD y WOM se abstuvieron del torneo, no asumiendo tal compromiso, sus concesiones permanecerán mal distribuidas. O sea, el reordenamiento será incompleto, convirtiéndose en una política pública a medias.

Sin embargo, aún no está dicha la última palabra

Al parecer, la autoridad estaría evaluando una reorganización de todos los pobladores de la banda de 3,300-3,650 MHz (Movistar, Entel, ClaroVTR, GTD y WOM).

No sólo en la banda 3,400-3,600 MHz (Entel, ClaroVTR y GTD). Porque la Subsecretaría de Telecomunicaciones (Subtel) tiene potestades para reorganizar a todos los concesionarios y hacerlo de oficio, aunque con el acostumbrado riesgo de la impugnación judicial.

La anotada medida de gestión de frecuencias se ampara en normas legales expresas. Primero, la ley orgánica de la Subtel entrega la función y atribución para “administrar y controlar el espectro radioeléctrico”.

La reorganización espectral estuvo reconocida explícitamente en el fenecido Reglamento General de Telecomunicaciones (1985-2007). Conforme a éste, la Subtel podía “modificar la asignación de una frecuencia o la potencia efectivamente radiada, asociada a una asignación”, como resultado de su facultad y responsabilidad de administrar racional y eficientemente el espectro radioeléctrico.

Segundo, la actual Ley General de Telecomunicaciones exige a la autoridad planificar las frecuencias por medio de un plan de uso del espectro. Esto supone establecer los procesos, mecanismos, medios y recursos que permitan alcanzar cierta situación ideal u objetivo.

Y tercero, la consagración legal de la gama de ondas hertzianas como un bien nacional de uso público, en 2014, extendió a este recurso natural el régimen de administración de los bienes públicos. Por lo tanto, los órganos mandatados para su gestión pueden ejercer un amplio abanico de acciones enmarcadas en dicha potestad administradora. Incluida la razonable facultad de reorganizar frecuencias, sobre todo si no causa un costo significativo a los concesionarios.

La gestión del espectro admite diferentes acciones o medidas

Muchos países pueden caducar la autorización de un operador cuando no utiliza el espectro o lo utiliza de manera ineficiente. Es el principio del “use or lose it”.

Asimismo, el cobro de derechos (cánones o gravámenes) a los titulares de frecuencias busca incentivar su empleo de la manera más eficiente posible. También, el uso compartido del espectro conlleva sistemas de acceso dinámico al insumo para la co-utilización por diversos operadores, según criterios de demanda y disponibilidad.

En fin, la gestión del espectro contempla el spectrum refarming. Este es “un conjunto de medidas administrativas, financieras y técnicas para liberar, completa o parcialmente, las asignaciones de frecuencia existentes de usuarios o equipos en una determinada banda de frecuencias.

Posteriormente, la banda de frecuencias podrá atribuirse al mismo servicio o a servicios diferentes” (UIT, 2003). Una aplicación hipotética de refarming sería despejar la banda de 600 MHz, ocupada hoy por los operadores televisivos, para destinarla a servicios de comunicación móvil.

La gestión espectral de la Subtel es un refarming modesto

Es un reordenamiento inofensivo, soft ybajo en calorías”. Porque reubicará las concesiones dentro de la misma banda de frecuencias. Es decir, en el segmento de 3.5 GHz, que posee idénticas propiedades de capacidad, latencia y propagación. En ningún caso el reacomodo es un desalojo que prive a los operadores del puesto que se han ganado en la mesa.

Con todo, este refarming bajo en “grasas saturadas” cumple con el objetivo de maximizar la eficiencia espectral de las concesiones 5G.

Además, el reordenamiento entre 3,400 y 3,600 MHz podría ser la “previa” de un posterior refarming completo en la llamada “joya de la corona” de 5G. Es decir, la banda entre 3,300 y 3,700 MHz, que está habitada por Movistar, Entel, ClaroVTR, GTD, WOM y los operadores de servicios fijos inalámbricos.

El refarming con Movistar, GTD y WOM tiene una complejidad “política”

Pese a que la Subtel está legitimada para reubicar de oficio a todos los operadores de la banda 3,300 a 3,650 MHz, existe un alto riesgo de judicialización.

Tradicionalmente, la industria telco ha negado el pan, la sal y el agua a la Subtel en este ámbito. Cuando la autoridad ha ejercido sus potestades de gestión espectral, por lo general ha terminado dando explicaciones en tribunales. Como en 2018, cuando decidió congelar el uso de la banda de 3.5 GHz para el estudio y desarrollo de la red móvil de quinta generación,[2] pese a que dicha gama no la utilizaban sus titulares.

Asimismo, la Corte Suprema, que goza de la última palabra, tiene una jurisprudencia zigzagueante respecto de la posibilidad de autorizar nuevos usos o servicios sobre frecuencias asignadas.

Este año, la nueva ley que reconoce Internet como un servicio público de telecos posibilitó dicha alternativa. Además, introdujo una novedad: estableció el principio de eficiencia en la asignación y uso de recursos escasos, incluido el famoso espectro.

Es urgente aclarar la potestad administradora de la Subtel

Chile tiene una cultura institucional marcadamente legalista; casi más papista que el Papa y más realista que el rey.

En esta atmósfera no basta que la clarificación de potestades de la Subsecretaría provenga de una interpretación normativa del ente regulador. Tampoco por una sentencia del máximo tribunal de la república. Debe hacerse mediante una modificación legal que acuerde el poder legislativo y que, enseguida, el órgano ejecutivo promulgue y publique como Dios manda.

Prontamente, se abrirá una ventana de oportunidad para instalar el debate. Se trata de la modificación del régimen autorizatorio de telecos, anunciada por el gobierno para este segundo semestre.

Es un momento propicio, ya que el actual modelo de acceso al espectro radioeléctrico será cambiado por nuevos títulos habilitantes. Con ocasión de esta reforma legal, el Congreso chileno debiese zanjar el correcto sentido y alcance de la potestad de la Subtel para gestionar el recurso electromagnético.


[1] Disponible en: https://www.df.cl/empresas/telecom-tecnologia/reordenamiento-del-espectro-los-pasos-que-vienen-tras-la-definicion-del

[2] Disponible en: https://www.subtel.gob.cl/subtel-congela-uso-de-banda-3-5-ghz-para-el-estudio-y-desarrollo-de-la-red-5g/#:~:text=20%2F06%2F2018-,Subtel%20congela%20uso%20de%20banda%203.5%20GHz%20para%20el,desarrollo%20de%20la%20red%205G&text=Informe%20de%20Subtel%20revel%C3%B3%20que,explotando%20comercialmente%20de%20manera%20irregular.

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.

ACEPTAR
Aviso de cookies