domingo, mayo 22, 2022
HomeDPL NEWSCon respaldo del Ejecutivo, Arsat avanza en sus proyectos clave: nuevo satélite,...

Con respaldo del Ejecutivo, Arsat avanza en sus proyectos clave: nuevo satélite, más fibra, su centro de datos y TV satelital

El tercer satélite argentino es uno de los ejes que marcarán la agenda de la estatal Arsat en el corto plazo pero no el único: también la ampliación de la red de fibra (Refefo), potenciar el Centro de Datos y avanzar sobre la televisión digital. El cierre de la brecha digital se escucha como mantra en boca de sus autoridades, que resaltan su solidez financiera entre las buenas y la fuga de talentos como un punto que buscan resolver de inmediato.

En la estación terrestre de la estatal en Benavidez tuvo lugar la tercera mesa de la industria satelital y aeroespacial, de la que participaron altos mandos de la política local y en la que se habló de las virtudes y desafíos del sector. Con la palabra soberanía como protagonista se mostraron propuestas concretas, soluciones posibles y hasta hubo lugar para mensajes del oficialismo a la oposición.

“El presidente (Alberto Fernández) me pidió que les diga que el gobierno no se detendrá en sus objetivos pese a la decisión irresponsable de la oposición de dejar a la nación sin presupuesto: todo lo que tiene que ver con la industria satelital seguirá adelante, con sus planes e inversiones”, señaló el Jefe de Gabinete de Ministros, Juan Manzur, dando inicio a la ceremonia. Agregó que la pandemia “mostró las crudas asimetrías” y consideró que la industria será clave en reducirlas.

Satélite. Luego tomó la palabra el Presidente de Arsat, Pablo Tognetti, que aunque habló de todos los proyectos se concentró principalmente en los planes para el Arsat SG-1. El artefacto se enfocará en la banda Ka para banda ancha en sitios rurales y tendrá cobertura en Argentina (unos 200 mil hogares) y también en algunos países limítrofes, específicamente Chile, Paraguay y Bolivia (80 mil hogares). Será financiado por CAF por unos 253 millones de dólares.

Mayo será un mes clave para conocer el cronograma definitivo. Aunque se espera su lanzamiento en octubre de 2023, podría haber cambios, ya que “hay demoras, principalmente en las compras de largo plazo, por la pandemia”, dijo Tognetti y recordó que, por sus características, pasarán “cinco a seis meses” desde que se produzca el lanzamiento hasta que el satélite de alto rendimiento se encuentre operativo.

La recuperación de la inversión se espera en seis años, menos de la mitad de la vida útil, “con un enfoque moderado” y se calcula una facturación de 870 millones de dólares. El plan satelital de Arsat también contempla la incorporación de nuevas posiciones orbitales para ampliar servicios y mercado, buscar nuevas oportunidades de exportación y mayor conversación con el sector productivo con, por ejemplo, la participación en programas de la Subsecretaría del Conocimiento con foco en IoT.

Centro de monitoreo de satélites en Benavidez. Foto: Nicolás Larocca, tomada con smartphone de la familia Moto G

El ejecutivo señaló, casi de paso, que la capacidad del Arsat 1 y el Arsat 2 están “a tope”, aunque reconoció que bajaron los ingresos que producen: “Han caído los precios de las facilidades satelitales y en el gobierno anterior se le dio autorizaciones a muchos satélites extranjeros. De 50 millones de dólares por año pasamos actualmente a unos 37 millones de dólares, a pesar de que se vende mayor capacidad”.

Refefo. La Red Federal de Fibra Óptica es otro de los focos de la compañía. Actualmente, la fibra mayorista tendida es de 34 mil 500 kilómetros, de los cuales 31 mil 900 se encuentran operativos. El plan es ampliar el tendido en, al menos, 4 mil 800 kilómetros –se contempla como adicional, por ejemplo, el tendido en Santa Cruz– y sumar más de 300 localidades a las mil 107 a las que llega al momento, mientras también se trabajará en mejorar su capacidad a través de la “actualización tecnológica” –así se llama esa pata del proyecto– del tendido.

Data Center. El Centro de Datos de Arsat está dispuesto sobre un área de 4 mil 500 metros cuadrados y cuenta con certificación Tier III. Aquí la empresa trabaja principalmente en potenciarlo con la posibilidad de prestar servicios en la Nube. “Lanzamos esa opción en abril y estamos creciendo en esa área”, señaló Tognetti y agregó que se ha saldado una deuda importante –unos 4 mil 500 millones de pesos– de organismos del Estado con Arsat por servicios prestados.

Data Center de Arsat. Foto: Nicolás Larocca, tomada con smartphone de la familia Moto G

TV Digital. Sobre la TV Digital, el ejecutivo indicó que “el proyecto está a full y agregó que se encuentran en proceso final de compra de insumos como baterías para, a fin de año, tener terminada la puesta en valor. Hay 101 estaciones digitales de transmisión, con una cobertura satelital del 100 por ciento y de 84 por ciento en el caso terrestre.

Centro de monitoreo de TV Digital. Foto: Nicolás Larocca, tomada con smartphone de la familia Moto G

Las inversiones en estos proyectos totalizan unos 478 millones de dólares que serán financiados por organismos como CAF, el Banco Interamericano de Desarrollo (BID) y el Banco Mundial, entre otros, en los que figura el propio Ente Nacional de Comunicaciones (Enacom), a través del FSU –esto no le gusta a los privados.  Por esto, Tognetti indicó que el impacto sobre el conflicto presupuestario es relativo en los planes de Arsat, aunque en ocasiones sí impacta sobre su contraparte en algunos proyectos.

En paralelo, la empresa firmará “en estos días” un acuerdo con el Ministerio de Educación y con el Ministerio de Salud para dotar de conectividad a escuelas y centros de salud, respectivamente, y persigue otros objetivos: avanza en la seguridad de todos sus sistemas, lo que el año pasado le permitió superar sin mayores inconvenientes un ciberataque que “sólo afectó el funcionamiento de un sistema en particular durante unas horas”, y espera que este año se convierta en un hecho el acuerdo para utilizar fibra en desuso en 14 provincias

Como último punto, Tognetti marcó la fuga de talentos como una fuerte problemática puertas adentro: “Perdimos 15 a 20 personas importantes en los últimos 10 meses, desde técnicos hasta administrativos”, y “algunos de los perfiles son difíciles de recuperar”. Por eso, la empresa trabaja en acuerdos con universidades y otros organismos para la captación de talentos en todas las etapas a través de, por ejemplo, becas o incentivos para proyectos estratégicos.

Potenciar. Durante la actividad, también se presentaron los resultados del Programa Potenciar Economía del Conocimiento, que asignó 315 millones de pesos (unos 3 millones de dólares) a 15 proyectos de estos sectores. La iniciativa movilizó recursos para, por ejemplo, la conformación de una constelación de 90 picosatélites hasta el desarrollo de una aeronave de propulsión eléctrica.

Nicolás Larocca
Nicolás Larocca
Licenciado en Comunicación Audiovisual, periodista y locutor integral. Analista con más de nueve años de experiencia en el mercado de las telecomunicaciones en Iberoamérica. Se ha desempeñado en diversos medios radiales, digitales y en gráfica como productor, redactor y editor de contenidos. Participó de eventos de relevancia internacional como Futurecom, ABTA Expo & Conference, el Congreso Latinoamericano de Satélites, Punta Show Summit y más de 100 congresos con temática TIC en Argentina.

Publicidad

LEER DESPUÉS