Organizaciones criminales usan criptomonedas para lavar dinero en EE. UU.

295

Organizaciones criminales provenientes de América Latina usan las criptomonedas para lavar dinero en Estados Unidos, revela un informe reciente de la Oficina de Responsabilidad del Gobierno (GAO, por sus siglas en inglés) del país norteamericano. 

En el reporte Estrategias usadas por grupos criminales y terroristas y los esfuerzos federales para combatirlos, publicado en diciembre de 2021, la dependencia estadounidense define al lavado de dinero como “el proceso de transformar ganancias ilícitas en fondos aparentemente legítimos”, y ocurre mediante tres etapas: la colocación, las capas y la integración.

Y detalla que las agencias federales de Estados han detectado diversas estrategias que utilizan las organizaciones criminales y terroristas para lavar las ganancias del tráfico en Estados Unidos. Algunas de ellas están basadas en efectivo y otras en medios distintos al dinero físico.

Lee también: Comisión de Bolsa y Valores regulará mercado de criptomonedas en EE. UU.

A estas últimas es a las que pertenecen los activos virtuales. La agencia señala que los criptoactivos pueden ser usados como medios de pago por bienes ilícitos y para lavar el producto de actividades de tráfico.  

En 2020, la Administración para el Control de Drogas (DEA, por sus siglas en inglés) informó que las monedas virtuales fueron más utilizadas por los lavadores internacionales de dinero para transferir ganancias a través de las fronteras en nombre de las organizaciones criminales. 

La Evaluación Nacional de Amenazas de Drogas de Estados Unidos reportó que específicamente hay pruebas de organizaciones criminales mexicanas y colombianas que utilizan monedas virtuales para transferir ganancias a nivel internacional.

La agencia estadounidense detalló que ciertas monedas virtuales tienen funciones diseñadas para hacer anónimas las transacciones y, adicionalmente, pueden ejecutarse a través de servicios privados conocidos como mixers o tumblers para aumentar el anonimato.

Y, de acuerdo con el Departamento de Seguridad Nacional (DHS), muchas organizaciones utilizan las redes profesionales más grandes para esquemas basados en criptomonedas porque estas transacciones requieren habilidades técnicas y software especializado.

De igual forma, la GOA incluyó al envío o recepción frecuente de fondos mediante criptoactivos hacia o desde direcciones de Internet asociadas con actividades ilícitas como un indicador de riesgo de trata de personas en la lista que remitió a las instituciones financieras.