lunes, noviembre 28, 2022
HomeDPL NEWSTelstra ya es dueña de Digicel Pacífico

Telstra ya es dueña de Digicel Pacífico

Con apoyo del gobierno australiano, Telstra se encargará de las operaciones de Digicel en Papúa Nueva Guinea, Fiji, Samoa, Vanuatu, Tonga y Nauru.

Digicel Group informó la finalización de la venta de Digicel Pacífico a Telstra, transacción valorada en mil 850 millones de dólares, incluida una ganancia de tres años de 250 millones de dólares.

Digicel Pacific opera en seis países del Pacífico: Papúa Nueva Guinea, Fiji, Samoa, Vanuatu, Tonga y Nauru, mientras que el Grupo Digicel mantendrá las operaciones de los otros mercados en el Caribe y América Central. La compañía detalló que no habrá cambios en la marca Digicel en los seis mercados y el equipo de administración actual permanecerá y continuará liderando el negocio.

El año pasado, Telstra selló un acuerdo para comprar las operaciones de Digicel en el Pacífico, principalmente con el respaldo económico del gobierno australiano a través de Export Finance Australia.

“El apoyo del gobierno australiano para esta transacción refleja nuestro compromiso de ayudar a construir una familia del Pacífico más fuerte a través de la inversión en infraestructura de alta calidad”, dijo la Ministra de Relaciones Exteriores del país, Penny Wong.

Concretamente, el gobierno pondrá la mayor parte del capital, mil 330 millones de dólares, y Telstra aportará los restantes, en una transacción que buscaría neutralizar la creciente influencia de China en el mercado de telecomunicaciones de la región.

Los analistas del mercado calificaron esta compra de Digicel como una transacción política, ya que el gobierno de Australia incentivó a Telstra para hacerse de la compañía de telecomunicaciones, probablemente para evitar que una empresa china lo hiciera.

Vale recordar que Australia es uno de los países que prohibió la participación de Huawei en el desarrollo de redes 5G, por preocupaciones de seguridad, en línea con las recomendaciones de Estados Unidos, lo cual fue tomado con enfado por China.

“El acceso a redes de telecomunicaciones confiables es esencial para que las familias, las empresas, las comunidades y los gobiernos se conecten y compartan información, razón por la cual el gobierno australiano se complace en apoyar esta adquisición”, dijo sobre la operación la ministra de Comunicaciones de Australia, Michelle Rowland.

La transacción corrió riesgo este año cuando Papúa Nueva Guinea impuso un impuesto a Digicel de casi 100 millones de dólares, por la aprobación de una enmienda a la Ley del Impuesto sobre la Renta que introduce un nuevo Impuesto Adicional de Sociedades en el sector de las telecomunicaciones y la banca.

El operador informó que el Estado Independiente de Papúa Nueva Guinea acordó iniciar un proceso de arbitraje internacional vinculante para resolver el impuesto. Como parte de este proceso, se han colocado 99.4 millones de dólares en depósito al cierre, en espera del resultado del arbitraje que tendrá lugar en Singapur.

Paula Bertolini
Paula Bertolini
Paula Bertolini es analista con amplia experiencia en el sector de telecomunicaciones en Iberoamérica.

Publicidad

LEER DESPUÉS