Restringen redes sociales en Cuba en medio de protestas contra el gobierno

Las redes sociales y las aplicaciones de mensajería instantánea fueron restringidas en Cuba desde el lunes, tras el estallido de las protestas sociales contra el gobierno, confirmó un reporte de NetBlocks, un portal que monitorea el comportamiento de Internet a nivel mundial.

Según los datos del monitoreo de la red, la interrupción se dio en los servidores de la Empresa de Telecomunicaciones de Cuba S.A. (ETECSA), en medio de las protestas contra el gobierno de Miguel Díaz-Canel.

NetBlocks confirmó que las aplicaciones WhatsApp, Facebook, Instagram y Telegram están interrumpidas en ETECSA, la empresa estatal de telecomunicaciones, y Cubacel, de su propiedad.

Estos hallazgos corroboran las denuncias de los usuarios sobre las interrupciones a los servicios de telecomunicaciones.

Los manifestantes también denunciaron la suspensión del servicio de Internet móvil en la isla desde el domingo 11 de julio, cuando iniciaron las protestas. Y aunque el servicio fue restablecido este miércoles 14 de julio, las redes sociales y las plataformas de mensajería instantánea siguen bloqueadas.

Las métricas del rendimiento de Internet, que NetBlocks obtuvo en 50 puntos de observación desde el 12 de julio de 2021, determinaron que los servidores frontend y backend de las plataformas enumeradas no han estado disponibles total o parcialmente en líneas fijas y celulares de Cuba.

Protestas en Cuba EN VIVO: lo último sobre las movilizaciones de hoy y la  reacción internacional | La República

Los servicios VPN, que pueden eludir la censura de Internet, siguen siendo efectivos para muchos usuarios inconformes con el gobierno cubano.

Desde el pasado 11 de julio, las manifestaciones por la falta de alimentos y medicinas se han agudizado en toda la isla, tras la difusión de un video en el que habitantes de San Antonio de los Baños salían a protestar contra el gobierno de Miguel Díaz-Canel, heredero del régimen comandado por los hermanos Fidel y Raúl Castro, que se instauró tras el triunfo de la Revolución, en 1959.

Hasta el momento, la organización no gubernamental Human Rights Watch ha reportado una persona fallecida y alrededor de 150 detenidos tras la intervención policial por las protestas en la isla.