Japón lanza la primera misión dedicada a evaluar la basura espacial

Hipertextual-Juan Carlos Figueroa

Una empresa japonesa lanzó con éxito la primera misión que se encargará de inspeccionar la basura espacial que flotan alrededor de la Tierra. La sonda espacial ADRAS-J —las siglas en inglés para Remoción Activa de Escombros de Astroscale Japón— entró en la órbita planificada, según informó este lunes la compañía Astroscale, que coordina el proyecto junto a la Agencia de Exploración Aeroespacial de Japón.

La sonda espacial fue lanzada desde Nueva Zelanda este domingo. Astroscale confirmó que todo salió según ha esperado. El equipo «ha establecido contacto con éxito… y está listo para iniciar las operaciones», dijo el director del proyecto, Eijiro Atarashi, en un comunicado.

La primera tarea de ADRAS-J será encontrar y examinar los restos del cohete japonés H2A. Sus restos, del tamaño de un autobús, han estado flotando en el espacio durante los últimos 15 años. No se sabe con precisión dónde está, pero el equipo de la misión está realizando observaciones desde la Tierra para dar con la ubicación. Cuando lo encuentre, la sonda se acercará a una distancia segura, para recopilar imágenes de esta basura espacial y evaluar el estado de la estructura.

Leer más.