Fabricantes taiwaneses de equipos de IA amplían operaciones en México

Los fabricantes taiwaneses de equipos de IA para clientes estadounidenses han aumentado sus inversiones en México para reducir la dependencia con China en el contexto del nearshoring y las restricciones comerciales y tecnológicas de EE. UU.

En 2024, una reconfiguración geopolítica acontece en Norteamérica: las sanciones comerciales de Estados Unidos a China y las disrupciones a la cadena de suministro que ocurrieron durante la pandemia de Covid-19 hicieron que las empresas globales consideraran reubicar sus cadenas de producción.

Esta relocalización, mejor conocida por el anglicismo nearshoring, es la gran promesa que se estima que beneficiará a México en la próxima década. Aunque todavía incipiente, y con la ejecución de las inversiones anunciadas en los próximos años, ya comienzan a verse sus primeros efectos en la industria nacional.

Compañías globales aprovechan el Acuerdo entre Estados Unidos, México y Canadá, la nueva versión del tratado norteamericano de libre comercio que entró en vigor en 2020, que ha atraído miles de millones de dólares de fabricantes que buscan trasladar operaciones de China a México.

Relacionado: México debe promover despliegue de infraestructura telecom para detonar nearshoring

Ahora, algunas de las mayores empresas estadounidenses de Inteligencia Artificial (IA) han pedido a sus socios fabricantes taiwaneses que incrementen la producción de hardware relacionado con la IA en México, en busca de reducir la dependencia de China, según reportó The Wall Street Journal.

Foxconn y otras empresas taiwanesas han atendido el llamado y están invirtiendo más en México, de acuerdo con ejecutivos y analistas de la industria. Se han concentrado en algunos hubs cerca de la frontera estadounidense, como Ciudad Juárez, en Chihuahua, y Monterrey, en Nuevo León, los cuales albergan instalaciones de los ‘seis hermanos de la electrónica’: Foxconn, Pegatron, Wistron, Quanta, Compal e Inventec.

En febrero, Foxconn, el mayor fabricante de productos electrónicos por contrato del mundo, anunció que había destinado 27 millones de dólares para adquirir terrenos en el estado de Jalisco, en lo que se vislumbra por fuentes cercanas como una importante expansión de la producción de servidores de Inteligencia Artificial de la compañía.

Los países norteamericanos buscan reemplazar los productos importados de Asia tanto como sea posible, según James Huang. El presidente del Consejo de Desarrollo del Comercio Exterior de Taiwán pronostica que, sobre este consenso, México está preparado para convertirse en la base manufacturera más importante del T-MEC.

Los desafíos

México, no obstante, enfrenta algunos retos y riesgos para materializar esta promesa, que incluyen el crimen organizado, la escasez de agua, el suministro insuficiente de energía y la intensa competencia salarial por trabajadores capacitados para ensamblar productos de alta tecnología.

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.

ACEPTAR
Aviso de cookies