Estos son los primeros resultados de pruebas 5G en la Industria 4.0 en Brasil

Ler em português

El lanzamiento del Open Lab 5G, por parte del Grupo WEG/V2COM, este miércoles, contó con la presencia de la Agencia Nacional de Telecomunicaciones (Anatel) y la Agencia Brasileña de Desarrollo Industrial (ABDI). El propósito del espacio es realizar pruebas para acelerar el desarrollo de soluciones de la Industria 4.0.

Desde la Anatel, visitaron el sitio Leonardo Euler de Morais, presidente de la Agencia, y Vinícius Caram, superintendente de Concesión y Aprovisionamiento de Recursos. Desde la ABDI participó el presidente Igor Calvet.

El Open Lab 5G, ubicado en Jaraguá do Sul, Santa Catarina, fue anunciado en marzo del año pasado, como una asociación entre Nokia, WEG y ABDI. En noviembre de 2020, la Anatel y la ABDI firmaron un Acuerdo de Cooperación Técnica para probar el rendimiento y la coexistencia de las redes privadas 5G.

Resultados

En el evento se presentaron los resultados referentes a los experimentos del primer semestre de este año. Para Guilherme Spina, director de V2COM, las pruebas revelaron que la tecnología 5G ofrece niveles de seguridad, calidad de tráfico, estabilidad y alta velocidad superiores a los que ofrecen 3G y 4G.

“Lo más destacado es la confiabilidad, lo que significa que los datos se envían y reciben de manera mucho más estable entre los dispositivos conectados a la red, lo que la hace más ágil y resistente”, explica Spina.

La Anatel utilizará la información para mejorar la gestión del espectro y permitir que la industria acceda a una cartera más eficiente y sólida de soluciones de conectividad.

“Además, las pruebas generarán datos para nuevos modelos de negocio. Con este proyecto, la ABDI cumple su misión de hacer accesibles al sector productivo las tecnologías existentes, con el fin de lograr una mayor eficiencia, productividad y competitividad”, completó Calvet, de la ABDI.

Prueba

Según ABDI, las pruebas se realizaron con el uso de dos redes 5G: una proporcionada por un operador de telecomunicaciones y la otra, privada, con infraestructura local.

Las antenas 5G instaladas en la fábrica de WEG permitieron la comunicación Wi-Fi con un robot logístico, que entrega y recibe piezas en cuatro puntos de recolección diferentes. Cuando el camino está obstruido, la máquina identifica rutas alternativas.

También se probó un robot de inspección, que utiliza Realidad Virtual. Con el equipo, los empleados pueden monitorear la producción de forma remota.

Y, finalmente, se colocó una cámara inteligente para identificar, en la entrada de la fábrica, si los empleados están usando una máscara protectora contra la Covid-19. Otra cámara identifica defectos en un producto en particular, utilizando Inteligencia Artificial.

Para las pruebas en el entorno industrial, WEG estuvo acompañado por la Anatel y en sociedad con Qualcomm, Ericsson, Nokia y Claro.