martes, noviembre 29, 2022
HomeREDES5GEspaña | CNMC da su visto bueno para reservar espectro en 26...

España | CNMC da su visto bueno para reservar espectro en 26 GHz para redes privadas

España propone reservar 450 MHz de espectro en la banda de 26 GHz para la instalación de redes privadas.

La Comisión Nacional de los Mercados y la Competencia (CNMC) de España dio su visto bueno para que se permita el despliegue de redes privadas inalámbricas 5G para verticales industriales mediante la reserva de un segmento de la banda de 26 GHz.

La CNMC emitió un informe en el que “valora positivamente” el proyecto de Orden que aprueba el Cuadro Nacional de Atribución de Frecuencias (CNAF), el cual propone la reserva de hasta 450 MHz de espectro de la banda de 26 GHz para el uso en redes locales o privadas inalámbricas.

De acuerdo con el informe, se propone la reserva de 450 MHz de los 3.25 GHz que componen la banda de 26 GHz, que se ubican en el rango de frecuencias de 27.05 a 27.50 GHz. Derivado de esta decisión, quedarían libres 2.8 GHz de espectro que se pondrían a disposición de los operadores de comunicaciones para servicios 5G comerciales.

Esta reserva de espectro permitiría a las empresas no operadoras de comunicaciones electrónicas (conocidas como verticales) desplegar sus propias redes 5G de ámbito local para dar respuestas a sus necesidades de conectividad (por ejemplo, en la industria 4.0)”, destaca la entidad en un comunicado.

El órgano regulador español explica que esta banda ha sido completamente liberada de otros usos, de modo que está disponible para el despliegue de redes 5G y ofrece un gran volumen de espectro de hasta 3.25 GHz. El Plan de Recuperación, Transformación y Resiliencia del gobierno, aprobado por las instituciones comunitarias, contempla la licitación de la banda de 26 GHz en el segundo semestre de 2022.

Al ubicarse en el rango de frecuencias conocido como bandas milimétricas, la banda de 26 GHz ofrece un gran ancho de banda que permite su aplicación en ciertos casos de uso de gran demanda de datos, tales como áreas urbanas densas, estadios y centros comerciales, servicios de acceso fijo-inalámbrico o para vehículos autónomos.

Se espera que también en las verticales industriales esta banda tenga un papel relevante para la instalación de redes inalámbricas privadas basadas en 5G que ofrezcan un gran ancho de banda y una latencia mínima para atender nuevas soluciones en robótica, Inteligencia Artificial o Edge, entre otros.

La CNMC espera que al permitir el acceso al espectro por parte de entidades distintas a los operadores de comunicaciones electrónicas se puedan desarrollar nuevas soluciones y servicios independientes que podrían adaptarse mejor a las necesidades concretas de cada sector, y convertirse en un elemento dinamizador del mercado.

Un reciente informe de la asociación de proveedores móviles, GSA, estima que las redes privadas se han instalado en al menos 70 países. Compañías como Nokia y Samsung han presentado múltiples iniciativas para impulsar la digitalización de las industrias mediante redes inalámbricas privadas.

Recomienda reducir límite de espectro para operadores

Por otro lado, el proyecto de modificación del CNAF propone establecer un límite de espectro de 1 GHz de la banda de 26 GHz para operadores comerciales. Sin embargo, la CNMC advirtió que esto representa riesgos para la competencia del mercado de telecomunicaciones.

La entidad regulatoria explica que el valor propuesto implica que se garantizaría la disponibilidad de espectro en la banda de 26 GHz para tres operadores móviles, contrariamente a lo que sucede con el resto de las bandas de frecuencias por encima del 1 GHz, que permiten disponibilidad de espectro para un mínimo de cuatro operadores.

En ese sentido, la CNMC “considera que el volumen máximo de espectro por operador en la banda de 26 GHz que resulta adecuado para promover una mayor competencia en el mercado de los servicios de comunicaciones electrónicas y evitar acaparamiento de derechos de uso de dominio público radioeléctrico debería ser de 800 MHz”.

Explica que dicho límite permitiría incrementar el número de operadores con acceso a la banda de 26 GHz, al tiempo que se ofrece el espectro necesario para la operación de redes 5G.

Efrén Páez Jiménez
Efrén Páez Jiménez
Efrén Páez Jiménez es economista

Publicidad

LEER DESPUÉS