Desacuerdos entre TIM y Open Fiber complican toda posibilidad de una red de fibra única en Italia

El gobierno italiano desearía que Telecom Italia (TIM) y Open Fiber unieran fuerzas en el despliegue de una red de fibra completa en el país, pero las diferencias de opinión entre ambos han ralentizado dicha posibilidad.

Luigi Gubitosi, CEO de TIM, lanzó una crítica a Open Fiber por demorar el despliegue de su red de banda ancha rápida, a lo que este último respondió tachando los planes de TIM para comprar la compañía, indicando que “no fueron favorecidos por otros actores de la industria ni coherentes con las reglas de competencia”.

Open Fiber ganó las tres licitaciones públicas para desplegar fibra óptica rápida en áreas no viables en Italia. Además, está invirtiendo miles de millones de euros en la construcción de una red ultrarrápida de fibra en el hogar (FTTH) para consumidores y empresas en áreas remotas del país.

Gubitosi añadió que los datos públicos muestran un aumento en el retraso del despliegue de fibra en las llamadas áreas económicamente no viables, a pesar de los mil 500 millones de euros (mil 650 millones de dólares) de fondos públicos. Y agregó que en una audiencia parlamentaria se indicó que Open Fiber estaba colocando su fibra a 17 metros de los hogares, “creando una nueva arquitectura indefinida. En TIM la llamamos en broma, ‘fibra a ninguna parte”.

Open Fiber se defendió asegurando que las críticas eran infundadas, pues desde hace tres años ha llevado fibra rápida a ocho millones de clientes, más que cualquier otro operador en Italia, y dos millones en las áreas no viables.

Otro punto en disputa retomado por el CEO de TIM es sobre el modelo exclusivo para mayoristas, que no vende capacidad directamente a los usuarios finales y no ha demostrado ser eficiente en la construcción de una red FTTH, de acuerdo con estudios internacionales.

Todos estos comentarios complican cada vez más el poder unir a las dos compañías, a pesar de que Gubitosi reiteró que la creación de una red única es la forma más eficiente de construir una infraestructura moderna de banda ancha para el país. “Un vínculo entre ambos tiene sentido y debe perseguirse, pero si este objetivo no se comparte, TIM asumirá el desafío para el país”, mencionó.

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.

ACEPTAR
Aviso de cookies