Derecho Digital: Estado débil y regulación digital

Reforma Jorge F. Negrete

El Estado es la más acabada estructura de poder jurídico y político de nuestra sociedad. Conceptos como “democracia” y “república” viven, se desarrollan y crecen bajo esta institución que evoluciona, pero parece que los mejores momentos de confianza de esta forma de gobierno están en transición o crisis.

La globalización y la democracia no son los conceptos sexys que se esperaba. A pesar de haber demostrado su eficiencia para generar desarrollo económico y estructurar la voluntad pública de los ciudadanos, estos conceptos son llevados a los límites de una desconfianza global.

Ante la primera revolución digital de nuestra sociedad y el nacimiento de tecnologías disruptivas como la Inteligencia Artificial, estos conceptos vitales, forjados en Occidente, están perdiendo su valor. ¿Afectará la regulación de la tecnología digital y su capacidad para habilitar los derechos humanos en el mundo digital? Sí.

La política pública y la protección de los derechos fundamentales en una sociedad digital son herramientas poderosas del Estado que pueden, o no, habilitar masivamente nuestros derechos fundamentales en el mundo digital.

Si un Estado tiene claro esto, puede masificar el ejercicio de los derechos políticos de una sociedad y, con ello, habilitar el derecho a la información, de acceso a la información pública, la libertad de prensa y la opinión pública. Hablamos de una sociedad deliberadamente democrática que consolida una visión que podemos llamar Democracia Digital.

Al mismo tiempo, la habilitación de la justicia en línea tiene la oportunidad de institucionalizar el acceso al Estado de derecho y garantizar el derecho a la justicia, es decir, poder hacer valer sus derechos de forma justa y equitativa ante la ley sin prejuicio de discriminación por sexo, raza, edad o religión.

El mundo digital es un poderoso facilitador para fortalecer las instituciones del Estado, pero estamos en un momento de transición. Se puede observar una sociedad donde la confianza digital permite la innovación, la competitividad en el mundo digital y la creación de nuevos productos y servicios tecnológicos y, por otra parte, una sociedad donde la desconfianza en lo digital construye regulaciones hipertróficas, masivas y complejas. También hay Estados donde no se comprende el recurso digital y sus oportunidades. Estados que carecen de política digital, hoja de ruta y tratan de destruir las instituciones regulatorias.

Los recientes acontecimientos electorales en el mundo, particularmente Europa, donde la definición de poder político se debate entre derechas e izquierdas, comienzan a ser una amenaza en el momento de debatir la regulación de la sociedad digital.

La revolución industrial tuvo sus batallas fundamentales a la hora de definir, sobre todo, el futuro del trabajo. El derecho laboral contemporáneo claramente nació en este periodo. Pero el mundo digital se define por 3 territorios totalmente distintos: la regulación, la política pública y los marcos legales.

El mundo de la regulación pasa por la protección del sistema de competencia, régimen fiscal, la protección al consumidor y el acceso a los insumos de la conectividad, como las concesiones de la infraestructura digital. En el caso de la política pública, hablamos de la acción pública que garantice el ejercicio de todos los derechos fundamentales en el mundo digital. Y en materia legislativa los nuevos marcos legales para una sociedad digital. Estos marcos legales pasan por la propiedad intelectual, derechos digitales, protección de datos personales, y en el mundo geopolítico, hablamos de mercados, servicios digitales, hasta la Inteligencia Artificial.

En el nuevo orden político que se construye entre neopopulismos de izquierda, derecha y desconfianza en la globalización y democracia, ¿el mundo digital se verá afectado? No tengo la menor duda.

Presidente de Digital Policy & Law

X: @fernegretep

iWebView

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.

ACEPTAR
Aviso de cookies