Chile | FNE sostiene que autorización de Subtel a Claro-VTR para prestar servicios móviles mediante concesiones de espectro radioeléctrico de la banda 3.5 GHz no afectaría la libre competencia

En el marco de los alegatos realizados el pasado viernes ante la Tercera Sala de la Corte Suprema, para analizar el recurso de reclamación interpuesto por WOM en contra de una resolución dictada en enero pasado por el Tribunal de Defensa de la Libre Competencia (TDLC), la Fiscalía Nacional Económica (FNE) señaló que la regulación de telecomunicaciones permite agregar la modalidad de servicios móviles en las concesiones de espectro radioeléctrico asignadas a Claro-VTR en la banda 3.5 GHz y que esto no afectaría la libre competencia en el despliegue de servicios 5G.

La Fiscalía dijo también que la Subsecretaría de Telecomunicaciones (Subtel) tiene la facultad de efectuar estas modificaciones, aplicando los principios de convergencia y de neutralidad tecnológica y de servicios para que los usuarios accedan a las mejores tecnologías disponibles.

La resolución del TDLC reclamada por WOM precisó el alcance de una decisión previa del mismo Tribunal (Resolución N° 62/2020), señalando que ella sólo se refería a los efectos de resoluciones de Subtel del 2018 que congelaron temporalmente el uso de ciertas bandas del espectro asignado a Claro y Entel en la banda de 3.5 GHz, y que por tanto, una vez que esas disposiciones perdieron vigencia, no se restringe la facultad de la autoridad sectorial para modificar concesiones vigentes, en la medida que la normativa aplicable lo permita.

En su alegato, el abogado de la División Antimonopolios de la FNE Sebastián López, señaló que lo resuelto por el TDLC en la resolución impugnada por WOM, no constituye una modificación de la resolución dictada previamente por el mismo TDLC y que, por el contrario, sólo confirma el ámbito de efectos de la Resolución N° 62/2020.

En este sentido, explicó que los principios de convergencia y neutralidad tecnológica han permitido la migración a nuevos servicios y tecnologías en las bandas previamente concesionadas, todo lo cual ha sucedido con otras asignaciones de espectro en el pasado y que, además, se previó así también respecto de las mismas asignaciones de Claro-VTR en la banda de 3.5 GHz, que son el objeto de la discusión.

López agregó que prohibir la oferta de prestaciones móviles sobre el espectro previamente asignado constituiría una limitación artificial, arbitraria e ineficiente respecto de los posibles usos y potencialidades de este activo, evitando una mayor intensidad competitiva entre proveedores de servicios 5G y los beneficios que ésta trae para los consumidores.

Al respecto, destacó que la existencia de resguardos estructurales, como los límites máximos a la tenencia de derechos de uso de espectro radioeléctrico (caps) y la obligación de implementar planes de uso efectivo y eficiente del espectro conferido, evitan su acaparamiento o posible uso ineficiente.

El representante de la FNE advirtió también que, de acogerse la reclamación de WOM, se sentaría un precedente que se contrapone tanto a la regulación sectorial de las telecomunicaciones como a la innovación, a la evolución tecnológica, a la convergencia y a la eficiencia en el uso del espectro radioeléctrico, lo que debilitaría la competencia y no generaría beneficios respecto de los usuarios.

Mientras la Corte Suprema resuelve el recurso de reclamación de WOM, la atribución de Subtel para agregar la modalidad de prestación móvil al servicio fijo originalmente autorizado se encuentra paralizada.

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.

ACEPTAR
Aviso de cookies