8M | Las líderes en tecnología que impulsan la independencia financiera

Marlene Garayzar y Myriam Cosío contemplan diversas estrategias para aumentar la participación de las mujeres en el sector de la tecnología financiera: la cofundadora de Stori propone abordar la educación como un funnel y realizar entrenamientos de productos con perspectiva de género con los reguladores; mientras que la directora de Asuntos Externos de Clip considera necesario luchar en tres frentes, el individual, el del liderazgo y el de la preparación, para lograrlo.

Crédito: Adobe Stock

La brecha de género en el sector Fintech de América Latina puede abordarse desde dos enfoques: en primer lugar, la menor adopción y uso de servicios financieros por parte de las mujeres y, en segundo, su menor representación laboral y en puestos de liderazgo en las empresas de tecnología financiera.

El 28.9 por ciento de los puestos directivos de las Fintech en México son ocupados por mujeres, según la VIII Edición del Finnovista Fintech Radar, publicado en enero de 2024.

image 7
Brecha de género en los puestos directivos de las Fintech mexicanas, en el Finnovista Fintech Radar. Ilustración: Finnovista

Liderazgo en sectores Fintech y de agregadores de pago

Myriam Cosío y Marlene Garayzar se han erigido como líderes de sus respectivos sectores: la aceptación de pagos y la originación de crédito. Ambas son promotoras de las finanzas impulsadas por tecnología y están comprometidas con la inclusión financiera, tanto de pequeños comercios como de personas.

Cosío es directora de Asuntos Externos de Clip y Garayzar la cofundadora y directora de Gobernanza de Stori.

Ambas estudiaron en el extranjero, específicamente en Europa, en Alemania y Francia, respectivamente, y su experiencia en empresas de esos países potenció su carrera y les brindó habilidades de liderazgo que usarían más adelante para dirigir compañías financieras disruptivas.

8M | Me gusta haber empezado la revolución en Fintech: Marlene Garayzar

Las dos provienen del mundo financiero tradicional, de American Express y Banque PSA Finance, respectivamente, y en conjunto acumulan alrededor de cuatro décadas de experiencia, en empresas tradicionales y de base tecnológica, tanto como ejecutivas como cofundadoras o integrantes en una fase muy temprana. 

Y, aunque sus antecedentes y giros específicos difieran, sus caminos a veces convergen, como la Asociación Fintech México, de las que sus empresas actuales, Clip e Stori, forman parte, o los principales eventos de la industria, como Finnosummit, Open Finance o la primera edición del Fintech México Forum, donde suelen ser algunas de las ponentes estelares.

Es a partir de esta experiencia y su liderazgo que reflexionan con DPL News sobre las estrategias más adecuadas para incrementar la participación de las mujeres en puestos directivos de empresas de tecnología financiera.

Trabajo articulado: gobiernos, reguladores y empresas

“Falta mucho, apenas vamos empezando”, responde Marlene Garayzar, cuestionada por el avance que se ha hecho hasta ahora. “El Comité de Género de la Asociación Fintech México se creó apenas, lo inauguramos el año pasado [2023]. Lo está liderando Mariana Villasuso, que está en mi equipo”, cuenta.

Mariana Villasuso es gerente de Políticas Públicas de Stori y la coordinadora del Comité de Género de Fintech México.

“Tiene que ser un esfuerzo articulado entre el Estado —ahonda—, hay que hacer más trabajo de la mano con el gobierno, la administración actual y, sobre todo, la que viene, la cual además estaría sin duda encabezada por una mujer.

Invertimos mucho tiempo trabajando de la mano del regulador para temas de género: estamos haciendo entrenamientos en colaboración con expertos de la Comisión Nacional Bancaria y de Valores (CNBV) que nos dicen qué significa diseñar productos con perspectiva de género.

“Abrimos nuestras oficinas y vinieron empresas de todo tipo, principalmente plataformas de pago, que están interesados en aprender para que después se puedan diseñar. La CNBV incluso ha solicitado que cada vez más bancos creen productos con perspectiva de género y están haciendo un esfuerzo muy valioso de entrenar a todo mundo”.

image 8
Taller Creación de productos financieros con perspectiva de género, impartido por Fintech México y la CNBV en las instalaciones de Stori. Foto: FinTech México.

Los 3 frentes para aumentar la participación de las mujeres en el mundo financiero

Para Myriam Cosío, quien cuenta con más de tres décadas de trayectoria profesional, de los cuales los últimos 20 ha estado en el mundo financiero, hay tres frentes en la lucha para impulsar la participación de las mujeres en el sector (ver gráfico).

image 10
Imagen: Claves según Myriam Cosío. DPL News.

En 2022, Myriam se convirtió en mentora Endeavor y en la Gala de 2023 recibió el premio Play it Forward, que reconoce la labor y el compromiso para retribuir a la nueva generación de emprendedores a crecer.

El funnel para resolver la subrepresentación

Desde su experiencia en el sector financiero, Marlene Garyzar conceptualiza la educación a partir de un modelo de marketing: “Lo que veo es que el tema educativo es un problema como de un embudo”.

“Si queremos, como industria financiera tecnológica, a talento mujer, el problema es que para algunas carreras de las que necesitamos expertos o talento en general, como ingenieras o las STEM (ciencia, tecnología, ingeniería y matemáticas), la proporción de mujeres que se gradúan versus hombres es menor.

“El problema del funnel [embudo de ventas] es: si hay poquitas mujeres que ingresan a esas carreras, poquitas mujeres se van a graduar”, asevera.

Cuando Myriam Cosío ingresó a la Ingeniería Mecánica y Eléctrica en la Universidad Anáhuac en 1987, tan sólo eran tres mujeres.

8M | El mundo startup necesita más emprendedoras y más mujeres invirtiendo

“El embudo tiene que meter a más mujeres: hay que crear iniciativas con universidades, grupos académicos en general, como el Tec de Monterrey y muchísimas privadas y no privadas, más iniciativas para atraer a más mujeres que se inscriban en estas carreras”.

Marlene Garayzar es licenciada en Relaciones Internacionales por el Tecnológico de Monterrey. Y posteriormente estudió una maestría en Administración en el Instituto Tecnológico Autónomo de México.

“Falta muchísimo, y es una labor que hay que hacer como sociedad, no nada más desde Fintech México y [también pensar en] cómo como gobierno podemos incentivar a que los padres le hablen más a sus hijas de ciencia y tecnología.

“Una cosa que sí podemos hacer, y eso es parte de la responsabilidad de la que estamos emprendiendo ―asevera―, es que vean inspiración, que vean a Katya Echazarreta, que es astronauta; que vean muchas mujeres tan talentosas que tiene México y que están haciendo cosas padres”.

Finalmente, Marlene alude a la importancia de los ejemplos a seguir (role models) y la narración de historias (storytelling): “Eso también inspira, hay que hablar más de estas historias. Esa inspiración podría ser una manera de hacer un buen storytelling que se vuelva atractivo para las pequeñas mexicanas y sus padres”, agrega.

El despertar

“El mundo financiero está despertando alrededor de la relevancia de la participación de la mujer; claramente las mujeres estamos despertando alrededor de nuestra contribución”, señala Myriam Cosío.

Como ejemplo cita que, en la Asociación de Agregadores de Medios de Pago (Asamep), que ella preside, la mitad de los comités son dirigidos por mujeres y muchas representantes y directivas también son mujeres.

Por ejemplo, Alehira Orozco, directora de Relaciones con Gobierno de Mercado Libre; Yolanda Pérez Maciel, líder de Políticas Públicas para México de Belvo; Laura Fernanda Ramos Parra, directora global de Gestión de Entidades de PayPal; o la directora general de Asamep, Samantha Beltrán.

image 9
Foto: Marlene Garayzar (rojo) con líderes del sector Fintech. DPL News

“Ya hay mucha más participación de mujeres. Yo me siento súper orgullosa. Por lo menos, siempre hay una mujer de las organizaciones”, recalca Cosío.

“Por diferentes frentes estoy tratando de impulsar que las mujeres, primero, podamos diseñar productos para mujeres, que nos ayuden con esta cosa tan importante que es la independencia financiera y que también tengamos representatividad dentro del sector en puestos que tomen decisiones”, dice, por su parte, Garayzar.

“Nos falta muchísimo, apenas vamos empezando, pero este año vamos a hacer varias cosas, hay una disposición desde Felipe [Vallejo] que preside la Asociación; para él es importantísimo y lo está apoyando; la verdad, todos los miembros del Consejo de la Asociación Fintech, y eso me gusta. Está padre que apoyen, pero necesito que también en sus empresas, al interior de la compañía, existan esfuerzos conscientes para que haya más mujeres”.

“Vamos a ver que esto se mueva de una manera importante, y no solamente en Fintech, en toda la industria financiera. Y que más mujeres tengan puestos de liderazgo y de toma de decisión: yo no creo que estemos ni cerca del 10 por ciento de representación de mujeres en consejos de administración”, advierte Garayzar.

Es por eso que, desde el Club del 30% ―iniciativa en la que la cofundadora de Stori es integrante del Comité Directivo de su capítulo México―, Marlene Garayzar busca contribuir a incrementar ese porcentaje hasta que alcance casi una tercera parte.


Esta entrevista forma parte de la cuarta edición de nuestro especial 8M | Mujeres que rompen códigos, para mostrar los liderazgos de mujeres en la tecnología y sus propuestas e ideas para promover el acceso, la inclusión y participación de otras mujeres en el espacio digital.

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.

ACEPTAR
Aviso de cookies