25N | Violencia digital contra la mujer, una realidad que se invisibiliza

Nueve de cada 10 mujeres en América Latina han experimentado algún tipo de violencia en línea, pero la gran mayoría de las agresiones no se reportan.

Crédito: Adobe Stock

Por Violeta Contreras y Sharon Durán

Belén San Román, una joven argentina de 25 años de edad, se suicidó luego de ser víctima de violencia digital. Su expareja la grabó y tomó fotografías íntimas y luego las difundió en Internet sin su consentimiento.

En el marco del Día Internacional de la Eliminación de la Violencia contra la Mujer, que se conmemora este 25 de noviembre (25N) ―sin olvidar que se trata de una lucha diaria―, es importante reconocer que la violencia digital es un problema real, que va en aumento.

De acuerdo con la Organización de las Naciones Unidas (ONU), 73 por ciento de las mujeres en el mundo ha experimentado algún tipo de agresión en línea, principalmente cuando ejercen cargos de reconocimiento (como en el periodismo, política o entretenimiento).

Otro informe de The Economist Intelligence Unit reporta que nueve de cada 10 mujeres en América Latina han experimentado algún tipo de violencia en línea.

991vYXevJ MGduJkMuRtVM6l Row HicKFkgnKdoruKcoowzWaivKqONlHveHuYQLHke5fsmQreSQ1irPRDGg0CJKtP82n2pvBpBRU IIkQTtKz JMG
Imagen: The Economist

El espacio digital se ha convertido en un lugar violento para las niñas y mujeres, pues la violencia del mundo offline se replica e incluso se exacerba en el mundo online y a través de las tecnologías.

Sin embargo, pese a que la mayoría de mujeres hemos experimentado violencia digital, en pocos casos se reporta o denuncia.

Te recomendamos: La violencia digital es real: iniciativas en América Latina que luchan por Internet seguro para las mujeres

El mismo estudio estima que ocho de cada 10 mujeres no tienen conocimiento de las opciones a su alcance para reportar las agresiones en línea o los comportamientos dañinos.

Por eso, en este 25N te compartimos algunas guías que te pueden ayudar a identificar las formas en las que se ejerce la violencia digital, y qué hacer al respecto.

Tipología de la violencia digital

La colectiva mexicana Luchadoras, Social TIC y la Asociación por el Progreso de las Comunicaciones realizaron una tipología de la violencia digital:

  1. Acoso: conductas reiteradas y no solicitadas que son molestas, perturbadoras e intimidantes.
  2. Monitoreo y acecho: se trata de una vigilancia constante a la vida en línea de una persona.
  3. Acceso no autorizado: acceso o control de cuentas o dispositivos sin autorización.
  4. Robo de identidad: uso y falsificación de la identidad de una persona sin su consentimiento.
  5. Abuso sexual: abuso a partir de la explotación sexual de la imagen o cuerpo de una persona contra su voluntad a través de las tecnologías.
  6. Difusión de información personal o íntima: difusión de datos e imágenes, que violan la privacidad e intimidad de una persona.
  7. Amenazas: contenidos violentos, lascivos o agresivos que manifiestan una intención de daño a alguien.
  8. Control y manipulación: robo, obtención, pérdida de control o modificación de información sin su consentimiento.
  9. Desprestigio: descalificación de la trayectoria, credibilidad o imagen pública de una persona a través de la exposición de una información falsa.
  10. Extorsión: obligar a una persona a seguir la voluntad o peticiones de un tercero por poseer algo de valor para ella.
  11. Afectar canales de expresión: tácticas y acciones para tirar y dejar fuera de circulación canales de comunicación o expresión de una persona o grupo.
  12. Discrminación y discursos de odio: discurso contra mujeres o personas no binarias que refleja patrones culturales machistas.
  13. Omisiones de autoridades: falta de interés, conocimiento, acción o menosprecio por parte de autoridades, intermediarios de Internet y todos quienes pueden regular, solucionar o sancionar la violencia en línea.

¿Qué puedo hacer si soy víctima?

Evitar la violencia digital contra las mujeres se ha convertido en una prioridad para diferentes naciones y lo hacen desde diferentes perspectivas. Sin embargo, existen unos pasos generales que puedes seguir para proteger tu integridad física y en línea:

  1. Ubica tu red de apoyo inmediata: familiares, amigas y amigos con quienes puedas conversar sobre la situación y sean tu compañía para denunciar.
  2. Ubica las organizaciones públicas y privadas de tu país.
  3. Guarda capturas de pantalla sobre la situación, donde se pueda identificar la hora y fecha del acontecimiento. Si se trata de una difamación, además de la captura conserva el link de la publicación.
  4. Identifica el nombre de la persona que está haciendo mal uso del material fotográfico o con el que intenta extorsionarte, amenazarte o difamarte y, en general, cualquier otro dato que permita identificar a esa persona, por ejemplo, las conversaciones, un número telefónico, un domicilio, etcétera.
  5. Denuncia ante la policía de tu ciudad y entidades públicas de tu país como los ministerios de Igualdad, de la Mujer o de Género.
  6. Recuerda, no es tu culpa.

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.

ACEPTAR
Aviso de cookies